altEl Registro Público de Panamá realizó la Ceremonia de Claves que marca el inicio de la Infraestructura de Clave Pública (PKI por sus siglas en inglés) de Panamá. Durante esta ceremonia se llevó a cabo el procedimiento documentado en el que se generan las claves de los hardware criptográficos.

Este es un paso obligado para formalizar y dar fe del cumplimiento de las normas establecidas, garantizando así la auditabilidad del proceso. El director general del Registro Público de Panamá, Hernando Abraham Carrasquilla; Ana Raquel Ulloa, directora nacional de Firma Electrónica, personal de la empresa contratista Indra y auditores de PricewaterhousCoopers, fueron los encargados de velar por el normal desenvolvimiento de este paso de vital importancia para el Programa Nacional de Firma Electrónica.

El Marco Legal de la firma electrónica está amparado por la Ley 51 de 2008 y la Ley 82 2012.

Carrasquilla destacó que el Registro Público de Panamá, además de cumplir con sus tareas registrales, ha asumido la gran responsabilidad de constituirse en Autoridad Registradora y Certificadora de Firma Electrónica para la República de Panamá, con lo que se adopta un rol de responsable a nivel nacional e internacional. Agregó que la firma electrónica juega un papel de suma importancia en el proyecto de desburocratizar el Gobierno.

Mediante el empleo de la firma y el certificado electrónico, las operaciones realizadas y los documentos electrónicos generados tendrán validez legal. La nueva plataforma mejorará los procesos a nivel gubernamental y privado. También agilizará de forma notable la aprobación de las transacciones, garantizará comunicaciones seguras y reducirá la dependencia de procesos realizados en papel.